Adivino Revela: Cómo Será Tu Negocio En 3 Meses

Una de las tantas ventajas que ofrece la experiencia (cuando la tienes y decides aprovecharla) es que puedes saber y entender de ante mano cosas que eventualmente pasan o quizás ocurran, ya sea por lo que haces o dejas de hacer.

Por ejemplo, cuando comencé mis primeros proyectos en internet no sabía nada acerca de páginas web, html, autorrespondedores, software, etc.

Sin embargo… tenía una cosa – que posteriormente resultó ser la más importante – absolutamente clara:

Todo negocio siempre debe estar enfocado en solucionar o satisfacer alguna necesidad específica de un grupo de personas.

Y esto no lo descubrí por leer “dos o tres libritos de marketing”, sino que ya lo venía haciendo desde hacía tiempo, primero ayudando a mis padres en su comercio, luego cuando inicié un pequeño reparto de cigarros en mi ciudad, posteriormente cuando desarrollé una especie de service de electrodomésticos a domicilio, además trabajé para algunas empresas hasta que finalmente decidí volcarme a internet y vivir bajo mis reglas.

Dicho esto, debo advertirte algo: No soy ningún “adivino”.

Incluso si lo fuera, tampoco tendría demasiado sentido que lo diga por este medio cuando podría demostrarlo en otra parte.

Sin embargo tengo acceso directo a una “voz secreta” que suele abrirme los ojos en más de una ocasión, principalmente cuando estoy a punto de volver a cometer un error por segunda, tercera vez – o quién sabe cuántas – y que a menudo es la mejor consejera de todas.

¿Sabes de qué hablo, verdad? claro que sí.

Ella fue la que sin dudar me dijo lo siguiente acerca de tu negocio:

“Dile a esa persona que te lee a diario que si sigue haciendo lo mismo de siempre, entonces dentro de 3 meses estará exactamente en el mismo lugar que hoy, con la gran desventaja que será 3 meses más viejo, habrá perdido un cuarto de año sin avanzar y probablemente también muchos ingresos”.

“Oh” pensé…

“Sin embargo, también dile que aún está a tiempo de cambiar – siempre y cuando quiera hacerlo, claro – dado que la experiencia que se adquiere (tal y como tú me escuchas ahora Adrian) puede servir para culpar al mundo por sus frustraciones, o bien de propulsión para dar el gran salto y ponerse de nuevo en camino”.

Luego de este breve diálogo (más que diálogo fue un monólogo) le agradecí por sus palabras e inmediatamente comencé a escribir este mensaje.

Ah, casi lo olvidada, también me “sugirió” que antes de intentar cosas nuevas apliques aquellas que han demostrado ser efectivas.

Más precisamente dijo: “sería bueno que tus seguidores y personas que leen lo que escribes se acerquen a alguien que sabe cómo hacer las cosas y está dispuesto a ayudar”.

Luego creo que me comentó algo más, pero no lo recuerdo.

Estaba a punto de iniciar un Entrenamiento con un Cliente.

About The Author

Adrian Marquisio

Adrian Marquisio es un emprendedor serial, fundador de múltiples negocios y mentor. Actualmente ayuda a emprendedores y consultores que buscan una forma simple y rentable de hacer crecer sus negocios.